La presión alta del Real Madrid en el Camp Nou

Con dicha variante, los dirigidos por Zidane consiguieron encerrar al FC Barcelona en su propio campo y poder atacar con comodidad.

FOTO: REAL MADRID FOTO: REAL MADRID

El Real Madrid, pese a no conseguir el triunfo, fue ampliamente superior al FC Barcelona a partir de una disposición bastante agresiva a partir de su disposición con la pelota y su presión alta que, en los partidos recientes, está funcionando para compensar la ausencia de Eden Hazard por lesión y los problemas que está tiendo el conjunto merengue en campo rival. Por ello, Zinedine Zidane ha implementado un bloque alto, que trae consigo una defensa adelantada, que facilita organizarse cuando recupera la pelota y comienza a atacar con nombres como Toni Kroos, Federico Valverde y Karim Benzema. Esta propuesta, más la ausencia de Sergio Busquets, complicó la progresión con pelota del conjunto local.

La intención del Real Madrid era emparejar numéricamente en el primer bloque de la salida (Gerard Piqué, Clement Lenglet, Iván Rakitic y Frenkie de Jong) con sus delanteros, Isco Alarcón y Federico Valverde, quienes se posicionaron arriba para incomodar cualquier recepción pero, al mismo tiempo, sin forzar un perdida debido a que no realizaban la presión con una intensidad muy alta. La idea era forzar el juego largo a Luis Suárez, y que Sergio Ramos y Raphael Varane, quienes realizaron constantes persecuciones al uruguayo, ganaran los duelos individuales.

Presión alta del Real Madrid:

Con dicha variante, los dirigidos por Zinedine Zidane consiguieron encerrar al Barcelona en su propio campo y poder tener posesiones de calidad que, debido a la ausencia de desequilibrio individual, terminaba en centros laterales. Pero, como respuesta, el FC Barcelona encontró, desde la capacidad asociativa de Marc Andre Ter Stegen, romper la presión a partir de los pases tensos de su guardameta a espaldas de los mediocampistas merengues para activar a un Lionel Messi que, pese a no poder marcar la diferencia en el marcador, fue un objeto imposible de detener para el conjunto merengue. El argentino jugó su partido aparte, y fue determinante para que el Barcelona hiciera el peligro que es incapaz de hacer a partir del colectivo, que no pudo contrarrestar el planteamiento realizado por Zinedine Zidane.

Ter Stegen conecta con Sergi Roberto a espaldas de los interiores del Real Madrid:

LA APUESTA del día

Ajax y Getafe jugarán mañana jueves, a partir de las 21:00 de la noche, su partido de vuelta de los dieciseisavos de final de la Europa League

Artículos destacados

Comentarios recientes