Premier League: La lucha por la Champions

Como consecuencia del sorprendente buen trabajo de unos y del mal inicio de otros, la pelea por la Champions está más abierta que nunca

Desde mitad del siglo XX la competición futbolística a nivel de clubes más importante es la Copa de Europa. Para algunos equipos, disputarla es una obligación, para otros, un triunfo, un premio. Con el actual reparto televisivo y los incentivos de la UEFA, la Copa de Europa se ha convertido en algo más. Ahora también es un aliciente económico. El dinero que perciben los equipos por participar en ella salva la temporada demás de un club. Los conjuntos luchan por el reconocimiento deportivo de jugar la prestigiosa Copa Europa, pero también por el premio económico que supone. Es por ello, que la pelea por conseguir las ansiadas plazas que dan acceso a la competición se ha convertido en un auténtico torneo al margen de la competición oficial. En todas las grandes ligas del viejo continente, los billetes están más que caros, y la Premier League, como tal, no está exenta de esta pelea.

Inglaterra mira expectante la gran batalla que hay para conseguir una de las cuatro plazas para disputar la Copa de Europa la próxima temporada. Siete equipos se perfilan como grandes candidatos. Dos tienen mucho camino recorrido, y los otros cinco tan solo están separados por cinco puntos. Estos son los conjuntos que quieren disputar la máxima competición continental la próxima temporada.

Chelsea

Los de Mourinho no se preocupan por la plaza de Champions, si no más bien por ganar la competición. El cuadro londinense tiene muchos frentes abiertos. La Premie, la Capital, la Champions,…mucho trabajo para el entrenador luso que tiene entre manos una plantilla hecha a su medida. Trabajo, trabajo y más trabajo, esa es la receta del Chelsea. Mourinho sigue a lo suyo, cargando con toda la guerra contra la prensa, contra la FA y contra aquel que pueda distraer a sus jugadores. Unos futbolistas que creen en su entrenador e irán con él y su libro de estilo hasta el final. El gran ejemplo de ello es Diego Costa.

Por ahora la temporada transcurre de la manera prevista. Tan solo una mancha. La dolorosa y vergonzosa eliminación de la F.A. Cup ante el Bradford. Por lo demás, líderes en solitario de la Premier League. El rodillo blue ya le saca siete puntos a su inmediato perseguidor en liga, el Manchester City. Desde el día 1 de enero no pierden y los de Mourinho ya preparan con gran expectación el partidazo de octavos de final de la Copa de Europa en París ante el PSG.

Manchester City

Eliminados de la F.A. Cup y de la Capital, los torneos cortos nacionales han sido la gran mancha en el historial de Pellegrini esta temporada. Además, los fallos en la Premier League le han hecho perder fuerza en la carrera de fondo que ha iniciado con el Chelsea por la conquista de la Premier League. La temporada no ha cogido buen ritmo para los skyblue. El equipo por momentos no convence y no parece que le vaya a exigir mucho al Chelsea. El fichaje de Bony en el mercado de invierno le puede venir bien. El costa marfileño, que se incorporará ahora después de ganar la Copa de África junto con Yaya Touré, le puede dar la garra y el gol que necesita el ataque del City. Además, el equipo que les ha tocado en la Copa de Europa, por entidad, y por la dinámica que lleva, no le dan muchas esperanzas al equipo de Manchester. El Barcelona llega lanzado a la cita europea mientras el City lo hace con muchas dudas. Lo que no peligra es su plaza para la Champions del año que viene aunque ahora, está más cerca del tercero que del Chelsea.

Manchester United

[video:https://www.youtube.com/watch?v=rQED3VRGq2o]

Parece que los diablos rojos ocupan una posicion que no les corresponde viendo lo que muestran en el campo cada fin de semana. Sin jugar competición europea, el gran objetivo de la primera temporada de Van Gaal a los mandos del buque de Old Trafford es devolver al club al lugar del que nunca debió salir, la Copa de Europa. Por ahora, el objetivo está encaminado. A pesar de no convencer en los partidos, el United saca puntos, el miércoles, tres más. Poco a poco va superando los graves problemas defensivos con los que inició la temporada. Aún les cuesta, se vio en el partido del domingo pasado ante el West Ham. La defensa del Manchester United dejó que Kouyaté controlara en el balón en el área, se girara y fusilara a De Gea. El equipo, a pesar de no jugar de la manera que quiere su entrenador, vencen por la inercia ganadora que le imprimen los jugadores de ataque. Un elenco de estrellas que gracias a su pegada mantiene arriba a un Manchester United con muchas dudas.

Southampton

Es el equipo revelación del año. Si la temporada pasada ya fue el equipo a seguir gracias a sus futbolistas de tres cuartos de campo para arriba, este año el club ha sabido recuperarse de la columna vertebral del gran conjunto formado por Pochettino. La salida del entrenador hacia en Tottenham supuso que se iniciara la búsqueda de otro capitán para el timón del equipo. Los saints encontraron en Ronald Koeman la figura ideal. El holandés está correspondiendo la apuesta de los dirigentes del club con resultados más que notables. El verano ha sido muy satisfactorio. El equipo ha sabido moverse bien por el mercado de fichajes. Mané, Long, Tadic, Forster, Pellè, Gardos y Alderweireld han sustituido a jugadores tan importantes para el club como Shaw, Lallana, Lambert, Lovren o Chambers. Lo que parecía el fin del Southampton con tanta venta este verano se ha convertido en un cambio espectacular en el equipo y la manera de jugar. Ronald Koeman no tiene el potencial ofensivo que poseía Pochettino y se ha decidido por cerrar espacios por dentro, con un centro del campo potente, y salir a la contra aprovechando la velocidad de gente como Long o Mané. Con 46 puntos está a tan solo uno del Manchester United, y por detrás, le persiguen el Arsenal y el Tottenham a poca distancia.

Arsenal

El equipo de Wenger tiene dos objetivos claros para esta temporada. Conseguir el billete para poder participar en la próxima edición de la Copa de Europa. Y el segundo, defender con uñas y dientes el título de la F.A. Cup. Sin el City ni el Arsenal, la competición parece allanarse para los de Wenger que quieren repetir el éxito de la campaña pasada. Después de un mal inicio de temporada, los gunner se han recuperado y han ido escalando posiciones en la tabla hasta estar a tan solo un punto de los puestos de Champions. La derrota el pasado fin de semana en el derbi del norte de Londres frenó a los del Emirates que han vuelto a la senda de la victoria esta semana tras vencer la Leicester en Londres. Viendo el nivel de regularidad que está ofreciendo el Southampton y que el Tottenham aprieta por detrás, los londinenses no pueden descuidar la liga pero tienen la próxima semana una gran oportunidad de avanzar en la Copa de Europa. La eliminatoria ante el Mónaco, donde son los grandes favoritos es un enorme aliciente para una plantilla que confía su juego de ataque en el gran momento de forma de Santi Cazorla y los goles de Alexis Sánchez.

Tottenham

[video:https://www.youtube.com/watch?v=edzAFlSGy-k]

Los de Pochettino, con el hombre de moda en el fútbol inglés entre sus filas, no ven más allá del partido que disputan el domingo 1 de marzo ante el Chelsea en Wembley. El primer título oficial de la temporada que se jugarán ante el todopoderoso equipo de Mourinho. Un conjunto al que ya le han vencido esta temporada en uno de los mejores partidos del equipo de White Hart Lane, el 5-3 que le endosaron en su feudo para regocijo de su afición. La final de la Capital está en la mente de Pochettino, al igual que la eliminatoria de la Europa League. Un cruce que bien se podría haber visto en semifinales. Dos de los gallitos de la competición se las verán en una eliminatoria muy lejos de la final. Tottenham y Fiorentina medirán sus fuerzas en la que sin duda es la mejor eliminatoria de esta ronda de la Europa League. Todo ello, sin perder de vista la liga. Tras el partido contra el Arsenal donde Harry Keane volvió a ser protagonista, el Tottenham ha vuelto a fallar esta semana sucumbiendo en Anfiel. El west Ham es su próximo rival en liga, entre medias, la eliminatoria antes los italianos, y tras ella, la final en Wembley. Muchos frentes abiertos para un equipo que quiere volver a la Copa de Europa el año que viene.

Liverpool

La eliminación en Champions, el adiós de Gerrard, la lesión de Sturridge, el fracaso de Balotelli,… muchos inconvenientes para una temporada que parece que será la última de una gran época. La marcha de Gerrard cierra un capítulo en la historia del club. Un jugador, que lo ha sido y lo es todo para sus compañeros y para los aficionados. La palabra leyenda se iguala a Steven Gerrard cuando se habla de futbolistas. Está será una campaña de transición entre el Liverpool post-Suárez y el Liverpool post-Gerrard. Pero, ¿qué mejor adiós para el capitán que dejar a su equipo clasificado para la Champions?. La temporada no empezó bien. Muchas lesiones, muchas dudas, jugadores que no se han acabado de adaptar. Ha sido un inicio difícil porque el vestuario del Liverpool ha vivido un cambio de caras muy grande. La ilusión de Steven Gerrard sería levantar un título, y la Europa League es una gran oportunidad. Esta próxima semana reciben al Besiktas turco, y antes, se enfrentan al Crystal Palace en otra de las competiciones en las que se han colocado como grandes candidatos, la F.A. Cup. Sin el City ni el Chelsea, el camino es más llano. Pero nunca deben olvidar el objetivo liguero que es clasificar al Liverpool para estar en Europa el año que viene.

Artículos destacados

Comentarios recientes