José María Del Nido llega a Barcelona… Su santidad besará el césped del Camp Nou

El Sevilla se enfrentará al Barcelona en Liga BBVA

El Extraño caso del Doctor Jekyll y Mr. Hyde podría titularse también este artículo. ¿Por qué? Pónganle acento portugués, como diría un gran amigo de Don José María del Nido, pues porque este señor tiene dos caras muy diferenciadas: La cara que ven sus aficionados y la cara que muestra a los aficionados de los demás equipos de la Liga BBVA, de un bocazas subido a un altar. Una Liga, que por cierto, define como: “No la mayor porquería de Europa, sino del mundo”.

Por una parte está el Doctor Jekyll-gestor, presidente y hombre de negocios:

Del Nido con Monchi

En el 2002 accede a la presidencia, pero con una labor en el equipo hispalense desde 1986, ya en el 1985 consigue parar con “sus argucias legales” que el Sevilla no descendiese administrativamente por deudas al pozo de la Segunda División B. De rebote, su sapiencia legal hizo que el Celta se aprovechase para no bajar y se consolidase la barbaridad de tener 22 equipos en Primera División. Este hecho, no pasa por alto a ningún aficionado de la capital hispalense ni del país en general.

En el 2002 accede al cargo de presidente de la entidad, algo que parecía cantado por sus méritos anteriores, y establece unos objetivos que no serían nada fáciles pero que creaban la ilusión en el entorno: “Voy a ser Campeón de España, de Europa y del Mundo” comentó en aquella ocasión. Parecía la primera gilipollez de un iluso prostituido intelectualmente pero no se fue muy lejos: 2 Copas del Rey en 2007-2010 y la Supercopa de España en el 2008, Copa de la UEFA en el 2006 y 2007, Supercopa de Europa en el 2006 y Mejor club del Mundo en el 2006 según la IFFHS. No está nada mal para el visionario.

Además, saldó la deuda de 40 millones vendiendo a figuras de aquel entonces como Baptista, Reyes, Ramos y fichó a jóvenes desconocidos como Alves o Adriano y compró a jugadores de medio pelo, en aquel entonces, como Kanouté, Escudé, Poulsen o Keita…vendiendo a muchos a precio de figuras internacionales, el último, Luís Fabiano este verano. Bien es cierto que, si no lo eran, parecían. Todo ello ayudado por un joven secretario técnico, y fracasado portero, como Monchi que se ha convertido en el dios de los que trabajan en su misma profesión.

Por otra parte, Mr. Hyde como persona, en general:

Del Nido con Julián Muñoz

Imputado junto a Julián Muñoz y Roca por presunto delito de Prevaricación y tráfico de influencias mediante su empresa, Fergocom, por haber conseguido 7 millones de euros en distintos y turbios negocios. Querellado criminalmente por distintos bandos, empresas y personas y con una verborrea digna del mejor tridente: Caneda-Gil-Mourinho juntos con frases tan poco recapacitadas y tan indecentes como:

“En el ámbito futbolístico soy el hombre más importante del mundo” en el 2006.

“Para mí Rijkaard sería el entrenador del Sevilla Atlético” en el 2006.

“Si me ofrecieran a Ronaldinho diría que, para ser suplente, mejor que no viniera” en el 2006.

“El Sevilla está en un momento para ser prepotente” en el 2007.

"Sólo cambiaría a Dani Alves por Messi y 30 millones" un año antes de vender al brasileño.

“Si tuviera que apostar le daría el cien por cien de posibilidades al Sevilla para ganar la Liga. El resto, para los otros equipos que pelean” en el 2007.

Encabeza la mal denominada “Guerra por los derechos de Televisión” y bien denominada, rabieta tonta para llamar la atención en el 2010 que terminó con una pseudo-reunión en el 2011 que no se aclaró nada pero que mostró las garras del maligno de Del Nido y le ayudó a incentivar su imagen de duro negociador, persona influyente y rebelde sin causa. Pero la última, la veremos este fin de semana en el “verde” de Barcelona: No se le ha ocurrido otra que poner, como slogan en la camiseta, a falta de publicidad, una afirmación muy “patriótica” como: “Orgullosos de Andalucía”.

[video:http://www.youtube.com/watch?v=YBpezquQFNk]

Esta acción no pasaría a la historia si no fuese porque está perfectamente orquestada para responder a Duran Lleida y Artur Más que no tuvieron unas felices declaraciones sobre la región sureña española. Error de estos dos políticos catalanes, es cierto, pero quizás no deberíamos dar mucha más importancia porque, parece que últimamente, a todo el mundo se le llena la boca de imbecilidades.

Llevar reivindicaciones políticas al mundo del deporte no hace más que dividir a los aficionados, crear polémica y… lo que es peor, odio y violencia, puesto que la mecha de la mala leche se acorta y hace que con cualquier chispa se pueda encender y no de tiempo a apagarla. ¿Queremos convertir el fútbol en una guerra entre idiotas y descerebrados? Nos quejamos de la gente que lleva esvásticas a los campos, los que gritan cantos racistas y los borrachos de turno que sólo molestan y dan mal imagen a lo que llamábamos, en la antigüedad, deporte. Quizás deberíamos dar más importancia a la gente que nos representa y no fijarnos en esos pocos personajes que no tienen otra idea mejor que las dichas anteriormente.

Si yo fuese sevillano o sevillista, no estaría contento con la representación del tío del sombrero ridículo, el amante de pepinos o el “boca chancla” de turno que me ha tocado en suerte, aunque la mejor definición de su persona nos la hace el mismo y con esto creo que está todo dicho:

“Soy muy accesible, pero ambicioso, osado y prepotente pero todos esos adjetivos me han hecho triunfar y no voy a renunciar a ellos. Soy políticamente incorrecto pero no me preocupo por caer bien, sólo por hacer las cosas bien. Ante todo, mi prepotencia es sevillista”.

Que Dios te pille confesado, Del Nido… Y ojala os metan 8. No por el Sevilla, al que admiro su coraje, juego y “cojones”… Sino porque podré aprovechar una de tus reacciones del próximo lunes para poder escribir algún artículo más y seguir cobrando.

[video:http://www.youtube.com/watch?v=eacuOMxNyfQ&feature=related]

Artículos destacados

Comentarios recientes