El Bayern trabaja en silencio

Los alemanes construyen su proyecto sin hacer ruido

El mercado de fichajes desata una sobredosis de rumores y trasvase de jugadores a lo largo del verano. Suenan con estruendo las multimillonarias ofertas del Manchester City, las peticiones de José Mourinho para el Real Madrid, y los reiterados intentos del Barcelona por repatriar a Cesc Fábregas. Alejados de este ajetreado estival trabajan los equipos de la Bundesliga preparando la próxima temporada y, sobre todo, el gigante alemán Bayern de Munich que está reconstruyendo su proyecto en silencio pero con precisión.

El conjunto muniqués cerró una temporada llena de contratiempos en la que sufrió sobremanera para clasificarse para la Champions League. Como consecuencia de ello Louis Van Gaal fue destituido y el Bayern de Munich quedó huérfano de un proyecto sólido de cara al próximo curso. Algo que en el Allianz Arena se han dado prisa por corregir. En apenas un mes, los alemanes ya han cerrado refuerzos para cada línea y antes de que terminara la pasada campaña tenían nuevo entrenador en nómina.

El elegido para reconstruir al Bayern de Munich y devolverle a lo más alto de la Bundesliga es Juup Heynckes. El técnico aterriza en el Allianz Arena procedente del Bayer Leverkusen para asumir su último reto antes de retirarse. Conoce de sobra la entidad muniquesa, donde ya ha entrenado en dos etapas anteriores, ganando dos ligas en 1989 y 1990, y salvando una situación crítica en 2009. Parece la elección ideal para reverdecer laureles en Munich.

Pero Heynckes no es la única novedad en este Bayern de Munich. Este verano los alemanes han corregido una de sus mayores carencias desde que el legendario Oliver Kahn colgó los guantes. Ninguno de sus sucesores convenció, y se espera que ese vacío lo llene Manuel Neuer. El portero es una de las grandes promesas del fútbol teutón. Pese a su juventud tiene una dilatada experiencia tanto en Bundesliga como en Champions League, y el Bayern no ha escatimado en gastos para su fichaje. Han pagado cerca de 20 millones de euros por él. Se trata de la gran apuesta para el próximo curso.

En la defensa, el recién llegado también tiene pasado en el Schalke 04, aunque llega procedente del Génova. El lateral derecho Rafinha llega al Allianz Arena para dar descanso al desgastado Lahm o permitirle mudarse a la banda izquierda, donde Badstuber ni Contento terminan de convencer. Su operación ha supuesto un gasto de cinco millones de euros para el equipo alemán. Para el centro del campo llega el japonés Takashi Usami, cedido por el Gamba Osaka, mientras que en el pasado mercado invernal ya se incorporó a Luiz Gustavo para paliar la marcha de Van Bommel.

Con Mario Gómez y Thomas Müller, más las aportaciones de Ivica Olic cuando recupere el tono físico, se podría considerar que el Bayern de Munich tiene el ataque bien cubierto, pero Heynckes también ha buscado un refuerzo para este puesto: Nils Petersen. El delantero, de 22 años, ha mostrado su olfato goleador en el Energie Cottbus y llega al Allianz Arena dispuesto a competir por la titularidad. El Bayern de Munich está construyendo un proyecto sólido y todavía llegarán más nombres. Se respira optimismo en Munich, y sin necesidad de hacer ruido.

Artículos destacados

Comentarios recientes