Major League Soccer: Último destino de las estrellas

David Beckham, Thierry Henry, Rafa Márquez, Juan Pablo Angel, Carlos Valderrama...las estrellas del fútbol mundial ahora tienen un último y exquisito destino antes de apagarse: La Major League Soccer. Un mercado exótico que aún no ofrece un buen nivel deportivo pero que termina convenciendo a futbolistas de alta talla para pasar sus últimos días como profesionales. Algo que algún día terminará dotando de cierto nivel a la liga estadounidense. La MLS comenzó a escribir su historia hace apenas 17 años. Demasiado escaso lapso de tiempo cómo para explotar todo el potencial. Para ser más exactos "La MLS se creó el 16 de diciembre de 1993, en cumplimiento de la promesa de Alan Rothenberg y de la Federación de Fútbol de los Estados Unidos a la FIFA de establecer una liga profesional de fútbol de Primera división a cambio del otorgamiento de la Copa Mundial de Fútbol de 1994 a los Estados Unidos. La liga inició su primera temporada en 1996 con diez equipos y gozó de cifras de asistencia prometedoras. Los números declinaron levemente después del primer año, pero han aumentado en años posteriores. Dividieron a los 10 equipos originales en dos conferencias: la Conferencia Este (Columbus Crew, D.C. United, New England Revolution, NY/NJ MetroStars, Tampa Bay Mutiny), y la Conferencia Oeste (Colorado Rapids, Dallas Burn, Kansas City Wiz, Los Ángeles Galaxy y San José Earthquakes)", detalla Wikipedia para calmar la consulta de curiosos que aún no exploraron lo que es el mercado futbolístico del país situado al Norte de América. Así, la MLS crece a pasos agigantados y día a día salen a luz más pruebas. Los New York Red Bull son lo que más fuerte apuestan en este concepto e idea de expansión, lo demuestran con la reciente incorporación del francés Thierry Henry que supone uno de los grandes golpes mercadotécnicos de esta liga, que, cómo narrábamos, en el principio de estas líneas también sedujo a David Beckham (Galaxy), Juan Pablo Ángel (New York Red Bull), Guillermo Barros Schelotto (Columbus Crew) y otras destacadas figuras del balompié. El equipo neoyorquino ahora va en busca de Rafa Márquez, consagrado futbolista que ha brillado con luz propia en Europa y también buscará dejar su último resplandor en el calor que ofrece USA. Es que algunos de los mejores de la historia del fútbol mundial, dejaron su huella en equipos estadounidenses en las décadas de los 70 y 80. ¿Los casos más recordados? Pelé o Beckenbauer. Ellos hicieron mundialmente famoso al New York Cosmos. Johan Cruyff, el astro holandés, paseó su talento en Los Angeles Aztecs y Washington Diplomats pero sin embargo, la liga de fútbol estadounidense no fue capaz de soportar el desarraigo cultural de su idiosincrasia. Por ello para su crecimiento la estrategia también incluye a jugadores latinos, pues su mercado abarca una amplia comunidad hispanoparlante, por lo que no sorprende la llegada de Nery Castillo al Chicago Fire y, repetimos, la casi segura incorporación de Rafael Márquez al New York Red Bull. ¿A qué nos referimos? Algunos de los mejores jugadores de dicha liga han sido sudamericanos, centroamericanos, o simplemente locales. Repasemos: Jaime Moreno (Bolivia), de 35 años, máximo goleador; Marco Etcheverry (Bolivia); Cuauhtémoc Blanco (México); Carlos Valderrama (Colombia), líder histórico en asistencias de gol; Guillermo Barros Schelotto (Argentina); Landon Donovan, Brian McBride; Kasey Keller. Así las cosas el soccer simplemente va dejando paso al popular fútbol gracias al crecimiento que se forja a partir de la aceptación social que ha logrado mantener en pie este mercado. ¿El sustento? La gran mejora técnico-táctica de los jugadores estadounidenses (demostrada en el Mundial de Sudáfrica) y el compromiso que ofrecen los jugadores latinoamericanos. Ahora sólo falta el sello de distinción de los europeos que prometen dar el primer puntal desde los pies de Henry.
Eso sí, para su crecimiento la estrategia también incluye a jugadores latinos, pues su mercado abarca una amplia comunidad hispanoparlante, por lo que no sorprende la llegada de Nery Castillo al Chicago Fire y, repetimos, la casi segura incorporación de Rafael Márquez al New York Red Bull.

Artículos destacados

Comentarios recientes