Las ventas más polémicas de Florentino Pérez

La posible salida de Ramos podría ser la siguiente operación de venta polémica de Florentino Pérez, a quien no le tembló el pulso a la hora de vender estrellas

Si el Real Madrid termina traspasando a Sergio Ramos, Florentino Pérez completaría una de las ventas más polémicas de sus dos etapas al frente del club. Repasamos algunos de los jugadores cuya salida del Real Madrid fue muy discutida durante los mandatos del actual presidente blanco.

La pelota está encima del tejado de la directiva y en las últimas horas se está especulando con una posible salida de Sergio Ramos. Si el central andaluz abandona el Real Madrid se convertiría en un nuevo frente abierto para Florentino, ya que Ramos es uno de los futbolistas más queridos por la afición. Recordamos algunas de sus ventas más polémicas al frente de la entidad.

Fernando Redondo

Nada más llegar a la presidencia en el año 2000, Florentino Pérez encendió a la afición con la venta del argentino. El entrenador Vicente del Bosque consideraba imprescindible al centrocampista, pero la mareante oferta del Milan (3000 millones de las antiguas pesetas) convenció a Pérez de que era el mejor momento para empezar a amortizar a la plantilla. Terminaba de dar el golpe fichando a Figo por una cantidad que triplicaba la que pagaban los italianos por Redondo, pero Florentino no se lo pensó y vendió a uno de los grandes ídolos de la afición. Las lesiones y su fracaso en el Milan ayudaron a que poco tiempo después prácticamente nadie se acordara de aquella decisión. El destino estuvo del lado del presidente blanco.

Makelele

No tuvo tanta suerte con el francés Makelele. Parece que pocos valoraron la importancia de su presencia en el equipo hasta que salió en la temporada 2004-05. Makelele era el complemento perfecto a las estrellas y el músculo de un equipo formado para el toque. A Florentino tampoco le tembló el pulso y terminó vendiéndolo al Chelsea, un equipo incipiente al que terminaba de llegar José Mourinho. En Inglaterra Makelele convenció a los aficionados y se convirtió en una de las piedras angulares del club de Stamford Bridge. El Real Madrid no ganó más títulos en el resto del primer mandato de Florentino y la afición echó de menos la garra del francés.

Ozil

[video:https://www.youtube.com/watch?v=6NyIWgck6_o]

Florentino ha sido siempre un hombre de ideas fijas y acciones directas. Nunca temió al fracaso a la hora de gastarse grandes sumas de dinero en la contratación de los mejores jugadores del mundo, pero es cierto que su frío carácter empresarial hizo que tratara de compensar esos desembolsos con ventas que no fueron políticamente correctas. De Ozil se esperaba más en Madrid, pero se trataba de un jugador fantástico con potencial suficiente para jugar en cualquier equipo del mundo, pero Pérez ya tenía a su ojo derecho, Bale. Por el galés tuvo que tirar la casa por la ventana y hacer un esfuerzo económico terrible, un gasto que sin duda condicionó la salida del alemán. La oferta del Arsenal, 45 millones de euros, fue demasiado golosa para la directiva merengue.

Di María

El último capítulo de las grandes y discutidas ventas de Florentino pérez lo protagonizó Di María. Criticado por muchos, lo cierto es que el argentino fue pieza clave en la temporada de la décima. El presidente tuvo claro desde inicio del verano que saldría del club, pero esperó hasta el final para obtener mejores réditos. Cuando todo parecía hecho por el PSG, el United apareció para realizar la mayor inversión de toda su historia. De momento las malas prestaciones de Di María han dado la razón a Florentino, pero parece que el argentino todavía no ha dicho su última palabra.

Artículos destacados

Comentarios recientes