El incomprendido Guti también es expulsado del Besiktas

El club turco ha rescincido su contrato por 1,3 millones de euros

Paul Verlaine, Stéphane Mallarmé, Tristan Corbière o Arthur Rimbaud vivían condenados por su arte. Se les conocía como 'poetas malditos'. Pertenecientes al movimiento simbolista, se ganaron éste perverso calificativo por su capacidad ilimitada tanto para crear genialidades como para escandalizar y entregarse a una vida autodestructiva. Si los Verlaine y compañía todavía vivieran seguramente contarían entre su selecto grupo de amistades con el incomprendido José María Gutiérrez Hernández “Guti” (Torrejón de Ardoz, 31 de octubre de 1976), quien ha sumado un nuevo desengaño en su 'maldita' carrera.

El Besiktas ha anunciado la rescisión del contrato de Guti. Los turcos contrataron al ex jugador del Real Madrid durante el verano del 2010 como la gran estrella de su proyecto. Pagaron por él 2,7 millones de euros. Año y medio después han decidido invertir 1,3 millones de euros en deshacerse de él. El mediapunta terminaba su contrato a final de la presente temporada, pero el Besiktas no podía soportar más la situación y ha decidido romper su relación con el jugador de manera inmediata.

Guti presentado con el Besiktas

Se trata de la culminación de una aventura turca que nunca llegó a funcionar. El gran proyecto del Besiktas, con fichajes de primer nivel como los de Quaresma, Simao, Hugo Almeida o Manuel Fernandes, fracasó estrepitosamente, ganando solo la copa de Turquía y quedando quinto en liga. La actuación de Guti fue discreta y esta temporada tan solo ha participado en un encuentro. Finalmente la paciencia del club turco se ha agotado y Guti abandona por la puerta de atrás Estambul después de que en julio del 2010 la capital de Turquía le recibiera como un auténtico ídolo. En año y medio ha pasado de ídolo a olvidado.

La situación no es ninguna novedad para Guti, acostumbrado a vivir en los extremos. Tan genial como inestable, el mediapunta siempre se envuelve en una espiral de destrucción cuando las cosas empiezan a funcionarle, como si se boicoteara a sí mismo, como si se resistiera a triunfar. Cuando mejor le iba en el Besiktas fue noticia por estrellarse contra un autobús con una tasa de alcohol desorbitada y en el Real Madrid era un habitual de las revistas del corazón por sus relaciones amorosas, divorcios o conquistas. Siempre ha dado que hablar, tanto dentro como fuera de los terrenos de juego.

Guti y Valdano en su debut con el Real Madrid

Desde que en 1995 Jorge Valdano dio la alternativa a un joven enclenque, de afeminada melena y del que se hablaban maravillas la afición del Real Madrid le ensalzó como uno de los referentes del equipo. Sin embargo, los entrenadores que pasaron por el Santiago Bernabéu no pensaron lo mismo. Ellos han sido sus principales detractores. Al igual que los malditos, Guti ha demostrado una gran facilidad para coleccionar acérrimos seguidores y feroces enemigos. Se le ha bautizado como genio e insultado llamándole promesa inacabada. Durante toda su carrera le ha perseguido un maniqueísmo informativo que le elevaba a los altares de los elegidos del balón unos días y en otros le tachaba de ser el peor de los males.

Lo cierto, es que el propio jugador es quien ha facilitado esta divergencia gracias a su fútbol fecundado por musas. Cuando le acompaña la inspiración es capaz de romper un partido con un pase imposible o una genialidad impensable, pero si esta le abandona aparece su fuerte carácter y, en este caso, rompe el partido en perjuicio de su equipo cometiendo acciones absurdas y antideportivas. Tras trece años vestido de blanco merengue dejó obras de arte inmortales como un onírico taconazo hacia Zidane ante el Sevilla, su traviesa exhibición ante el Valladolid en el 2008 o el pase imposible para Benzema contra el Deportivo de la Coruña (ver vídeo). La Roja, por otro lado, siempre fue asignatura pendiente.

A sus 35 años, el talento maldito de Guti busca equipo, aunque volver a España no pasa por su cabeza. El mediapunta siempre se ha mostrado abierto a probar nuevos destinos y tanto Asia como Estados Unidos serían una buena opción después de abandonar el Besiktas. Todavía le queda magia en las botas, pero, conociéndole, lo mismo opta por autodestruir su carrera futbolística definitivamente y anunciar su retirada.

[video:http://www.youtube.com/watch?v=N9WCDc16Ots]

Artículos destacados

Comentarios recientes