Chile juega y gana a México

Por fin llega el buen juego a la Copa América

Hasta el último partido de la primera jornada hemos tenido que esperar para ver, junto a Paraguay, a un equipo que tiene claro a qué quiere jugar y cómo lo tiene que hacer posible. Esa fue Chile, quien se impuso anoche a México en el segundo partido del día tras el empate de Uruguay y Perú.

El equipo dirigido por Borghi desarboló la defensa de cinco hombres de Tena con su juego de toque y la velocidad con la movía el balón. Sánchez y Suazo tuvieron varias ocasiones para adelantarse e incluso el Mati Fernández tuvo otra en un lanzamiento de falta pero ninguno de los tres estuvieron acertados.

Daba igual, viendo lo que se veía sobre el campo parecía cuestión de tiempo que Chile se adelantara ante un equipo mexicano que buscaba a Gio Dos Santos que se encontraba muy solo en ataque.

Pero no fue así. Fue México la que se adelantó tras un balón colgado desde la derecha y ante el que la zaga azteca no gana el primer cabeceo, llega a Araujo quien con un giro de cuello increíble le da potencia y altura para pasar por encima de Claudio Bravo y poner el sorprendente 0-1 con el que se llegó al descanso.

Pero Chile no dejó de creer en su sistema y salieron con el mismo ritmo y con la idéntica ejecución de sus jugadas, pases cortos y movimiento continúo de sus jugadores. En este apartado hay que destacar a Arturo Vidal quien aparecía por todas partes para dar un pared o más sentido a las jugadas.
Raro era que no cayera el gol aunque siendo justos, las paradas de Míchel también merecían su recompensa.

El empate llegó en un córner desde la derecha y tras varios remates en semifallo, el balón llega a Paredes, anclado al primer palo, que sólo tuvo que empujarla. Chile empataba y contaba con veintitrés minutos para certificar la remontada. Sólo necesitó seis más.
Fue en otro córner desde la derecha ejecutado por el especialista Fernández y esta vez la jugada de pizarra salió a la perfección con el desmarque de Vidal hacia el primer palo y su remate de cabeza cruzado ante el que Míchel nada pudo hacer. Chile cristalizaba su dominio y buen juego aunque tuviera que apelar a los balones parados ante la falta de acierto de sus delanteros.

México acusó el esfuerzo realizado primero en tapar el ataque chileno y después en defender a capa y espada un resultado quizás inmerecido por ocasiones pero sí por acierto. Así que poca oposición le mostró a un equipo chileno que optó por no bajar el ritmo y ‘defender con la pelota’.

[video:http://www.youtube.com/watch?v=EHLuJnFOB-I]

Artículos destacados

Comentarios recientes