Santos Vs Peñarol

Se enfrentarán por la Libertadores

Peñarol se clasificó esta madrugada/lainformacion.com/EFE Peñarol se clasificó esta madrugada/lainformacion.com/EFE

Semana interesante en la zona sur del continente americano con la disputa de la vuelta de las semifinales de la Copa Libertadores. Por un lado, del cuadro Cerro Porteño recibía a Santos, mientras que por el otro, Vélez ejercía de anfitrión ante la visita de Peñarol.
Dos partidos por todo lo alto, en el que los dos locales debían remontar un idéntico resultado: 1-0.

Cerro y Santos dieron el pistoletazo de salida el pasado miércoles con un partido que acabó con un espectacular empate a tres que clasificó a los brasileños para la disputa de la final.
La cosa empezó muy bien para los santistas ya que a los dos minutos Ze Eduardo adelantaba a los visitantes con un cabezazo que obligaba a los de Leo Astrada a quemar las naves, dando entrada al joven Iturbe en busca de tres goles que les clasificaran.
Pero cuando todavía sonaba el eco del toque de corneta, Barreto, meta de los paraguayos, hizo un mal despeje que introducía el balón en su propia portería. Suerte para Cerro que acortó distancias casi de inmediato con un gol de Benítez, pero la empresa se presentaba dura y un tercer tanto de Neymar antes del descanos cerraba el cruce.
De agradecer, sin embargo, la entrega total de los porteños en la reanudación, que no sólo empataron el partido a tres con goles de Lucero y Fabbro, sino que estuvieron a punto de, al menos, ganar el partido.
Mauricy Ramalho, fiel a su ideario, replegó en exceso a su equipo en la segunda mitad sabedor de tener la faena hecha y de que el tiempo corría a su favor y nos regaló la anécdota negativa de la noche, la ser ‘víctima de un impacto’ que tuvo el juego parado unos minutos.

Y el partido que se celebró anoche en Liniers nos dejó al segundo finalista. Peñarol hizo valer el tanto logrado en El Fortín para minimizar su derrota por 2-1 y lograr su pase a la gran final.
Porque Vélez jugó nervioso un partido que le podía llevar a una final diecisiete años después de la anterior, dominó ante un rival que esperaba para matar el partido a la contra , pero las prisas y el ansia les devoró.
Más cuando Martinuccio después de una buena jugada habilitaba a Mier para que adelantara a ‘Los Carboneros’. Silencio en las gradas del Fortín.
Pero Vélez, viendo el panorama, no hizo más que intensificar su ataque ante un Peñarol que definitivamente se encerró atras. Martínez dio el primer aviso con un gol que fue anulado y en la última jugada de la primera mitad Tobio (que había entrado por el lesionado Cubero) empató el partido.
Quedaban cuarenta y cinco minutos para lograr dos goles ante un rival que había renunciado al ataque, por lo que el guión tras el descanso, no varió.
Vélez fue ya con todo y a los veinte minutos ‘El Tanque’ Silva hizo el 2-1. Pero como pasa en este tipo de partidos, las ocasiones que tuvo Peñarol fueron más que claras y sólo su falta de acierto mantuvo vivo a Vélez.
Y a falta de veinte minutos para el final, una de esas jugadas que quedan en la memoria del aficionado: Vélez, con diez jugadores tras la expulsión de Ortiz, ve como el árbitro sanciona un penalty en el área de Peñarol. Silva, que tantos goles ha dado a los velezanos, lo mandó por encima del larguero tras resbalarse. Cruel desenlace para un equipo que se vació en busca de un gol que no llegó ante un cerrojo aurinegro que valió una final.

Santos y Peñarol jugarán la final de la Libertadores como en 1962 (en aquella ocasión cayó del lado del Santos de Pelé). La ida se disputará el próximo 15 de junio en el Centenario de Montevideo y la vuelta el 22 de ese mismo mes en el Morumbi de Sao Paulo.

LA APUESTA del día

Real Madrid y Manchester City debutan mañana miércoles 26 de febrero, en los octavos de final de la UEFA Champions League

Artículos destacados

Comentarios recientes