Lo Celso: la maduración diversa

Giovanni Lo Celso llega al Tottenham luego de tener una buena temporada con el Betis. Pochettino pidió por él. Desandemos su llegada.

Lo Celso llega al conjunto de Pochettino. Arribará al Tottenham por 5 temporadas, a cambio de 16 millones de euros más 41 millones en opción de compra, que será obligatoria si los Spurs terminan llegando a puestos de Champions League. Un conjunto londinense que sigue dando de que hablar, para los jugadores que llegan a la institución. Y Lo Celso ya a elegido bien su estado de confort al ir al Betis de Setien. Y Pochettino, a priori, es otro destino donde puede seguir potenciando sus virtudes.

Acá mencionaremos algunas de esos justificativos que hacen del Tottenham un momento donde Lo Celso puede potenciar sus cualidades y esconder sus defectos:

  • Registros del juego: el Tottenham de Pochettino no es similar al Betis de Setien. Es un equipo que tiene muy en claro las diferentes presiones en distintas zonas del campo. Que cuando detecta que la presión tiene que ser hacia arriba, las hace, orienta al rival hacia un costado y acompaña esa oleada colectiva. Pero también la capacidad de distribuir espacios, ser compactos en distintas alturas, generar diversos esquemas de recuperación dependiendo lo que ofrece el rival. Con posesión no tiene los mismos ingredientes que el Betis de Setien. Tiene rasgos en el juego como la utilización de los laterales, jugadores aptos técnicamente, sociedades repentinas, ahorro de tiempo en la posesión, futbolistas físicos para hacer largos recorridos y transiciones, cosecha de la segunda acción, jugadores que asaltan el área, desmarques al espacio.
  • Lo Celso: el argentino es un jugador que necesita estar en situaciones de ventaja, entre líneas, que el equipo tenga la capacidad de subir el equipo hasta campo rival y que al mismo tiempo genere presencia dentro del área. Cuando el equipo logra escalar hasta campo contrario, es donde Lo Celso puede aplicar su remate, su llegada como segunda línea, sus movimientos que caen hacia la izquierda o derecha, el ultimo pase. No es un jugador que deba estacionarse o quitarle reducción de espacios. Tiene que tener el orden necesario para acrecentar y no limitar su improvisación.
  • Al lugar que cae: el lugar para un jugador es primordial. Fundamental desde el costado en donde el jugador pueda encontrar ahí un momento de adaptación, asimilación de contextos, relación de cualidades asociativas, confianza afectiva por parte del entrenador, si mi rendimiento es óptimo, etc. Un futbolista genera expectativas, objetivos. Pero esos objetivos tiene un proceso que depende el grado de maduración del jugador.

LA APUESTA del día

Valencia y Real Madrid se enfrentarán mañana, a partir de las 21:00 horas, en el último partido de la decimoséptima jornada de LaLiga Santander

Artículos destacados

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter