A un paso de la gloria

La mesa está servida y todo parece indicar que, en Widzewa Łódź, tendremos una batalla táctica entre dos selecciones mu potentes

Ucrania y Corea del Sur competirán en el estadio Widzewa Łódź por el título de la Copa del Mundo sub-20 de Polonia que, después de tantos partidos de un alto nivel, tendrá en la final a dos equipos que, más allá de sus figuras individuales, son un verdadero conjunto que se han visto potenciados con el pasar de las instancias y eliminando rivales que le han puesto diferentes retos en cada faceta del juego, que les han obligado a evolucionar y consolidar sus ideas principales para comportarse en el terreno de juego y que ahora, a un partido de la gloria, deberán demostrar todo lo que han aprendido en estos seis partidos previos.

A modo de previa, analizaremos en claves como juegan ambos equipos como, con sus armas y capacidad de adaptación a diferentes aspectos, pueden terminar prevaleciendo por sobre el otro tanto a nivel individual, planteando un contexto que pueda darle ventajas a sus principales intérpretes, como colectivo, dominando el desarrollo con variantes dentro de una idea principal que, por lo demostrado en los encuentros previos, no se negocia.

Claves tácticas de la final de la Copa del Mundo sub-20

El repliegue ucraniano sin Popov: Una de las bajas más importantes de la final la tendrá Ucrania al no poder contar con Dennys Popov que, junto a su compañero Valeriy Bondar, ha sido el mejor central de la competencia. Sin él tendrá que, por primera vez en la competencia, cambiar a un intérprete de la línea defensiva y eso, en un escenario tan complicado, podría generarle muchos problemas a la hora de defender en posicional, escenario que priorizan los dirigidos por Oleksandr Petrakov. Pero todo da a entender que, independientemente de los intérpretes, Ucrania conseguirá mantener ese bloque defensivo sólido y prácticamente impenetrable ante cualquier variante ofensiva aunque es necesario resaltar que, la ausencia de Popov, le quitará la capacidad defensiva individual que, en escenarios complicados, aparecía para apagar los incendios que el colectivo no podía.

La trampa surcoreana: A diferencia de su rival, Corea del Sur es un conjunto que intenta adaptarse a lo que plantea su contrincante, planteando presiones en diferentes zonas del terreno de juego y buscando mantener el bloque defensivo principalmente la línea de cinco defensores (Tae-Hyeon Hwang, Ji-Sol Lee, Hyun-Woo Kim, Jae-Ik Lee y Jun Choi) y los tres volantes de marca que dificultan la circulación de la pelota del rival y que buscan siempre recuperar para lanzarse al ataque con sus figuras ofensivas. Pero, ese triángulo del medio (Ho-Jun Jeong, Se-Yun Kim y Jae-Hyeon Ko) tendrá que tener una labor importante en las segundas pelotas, ante los constantes lanzamientos de los ucranianos, y en la vigilancia a los volantes que llegan en una segunda línea después de las descargas de Danylo Silkan.

Sikan ante tres centrales: Uno de los principales problemas que tendrá la zaga coreana será controlar los lanzamientos largos hacía Silkan que, como demostró en los partidos previos, es un delantero que le gusta ir al contacto, desgasta a su rival con su físico y que busca constantemente generar segundas jugadas, activar en posiciones secundarios a los volantes ofensivos o el mismo construirse contextos decisivos. El duelo contra Ji, Hyun y Lee tendrá diferentes versiones y muchos colores pero, sin duda alguna, es complicado que el atacante no consiga su cometido durante todo el partido.

Kang-in Lee encontrando los huecos: El mejor jugador de todo el Mundial tendrá una nueva prueba de fuego: encontrar caminos libres para maniobrar en el repliegue ucraniano. El del Valencia CF es un atacante que puede aparecer en diferentes carriles pero que tiene en el centro su zona preferida, donde a su vez tendrá que enfrentarse a muchas piernas fuertes y a duelos físicos que perderá. Ante eso, Kang-in Lee tendrá que mantenerse activo constantemente, recibir en diferentes zonas y verticalizar con facilidad para construirle contextos a sus compañeros en ataque. Corea del Sur necesitará potenciar a su estrella, lo mismo que tendrá que hacer su rival, para poder encontrar los huecos argumentales dentro del planteamiento del contrincante.

¿Cómo activar a las estrellas?

Una de las claves principales del partido y donde recaerá todo el peso ofensivo de ambos equipos porque, más allá de tener mecanismos trabajados para hacerle daño al rival, ambas selecciones tienen cuatro nombres propios que, por si mismos, pueden generar caos desde sus posiciones, roles y características individuales:

Por el lado de Ucrania, Yukhym Konoplia y Serhii Buletsa son las dos figuras en las que recaerá el sistema ofensivo. El lateral derecho, que en ocasiones hace funciones de carrilero, es la llave para encontrar amplitud en ataque. Sus desbordes y buen golpeó a la hora de centrar serán claves para generar espacios en los costados del rival y encontrar en el área a los llegadores/delantero centro. Para activarlo, o para darle un contexto favorable en la zona donde es más peligroso, Ucrania necesitará dar un paso previo y este es encontrarle libertad a Buletsa, el más talentoso de esta generación, para que este pueda recibir, dejar rivales en el camino y, jugando a perfil cambiado, potenciar su buen golpeó con los cambios de banda y apariciónen frontal. Uno lleva al otro.

En la otra vereda, Corea del Sur cuenta con el talentoso Kang-in Lee que, más allá de poder generarse todo él solo, necesitará de contextos para poder ser más determinante y, para ello, necesitará de su mejor aliado en ataque: Jun Choi. El carrilero coreano es una variante ofensiva peligrosa desde la presión en campo rival, capacidad para recuperar en escalones adelantados y generar (centros o key pass) desde su costado oportunidades para el mismo Lee o Se-Hun Oh, delantero centro que necesita de muchas pelotas para marcar la diferencia pero que, dentro del área, puede ser letal para cualquiera defensa.

La mesa está servida y todo parece indicar que, en el estadio Widzewa Łódź, tendremos una batalla táctica entre dos selecciones con funcionamientos sólidos, ideas concretas y con figuras que quieren coronar un mes histórico levantando el trofeo en Polonia.

LA APUESTA del día

Atlético Madrid y Valencia se medirán en la novena jornada de la Liga Santander. El duelo se jugará a las 16:00 horas en el Wanda.

Artículos destacados

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter